Niños en bicicleta: opciones para cada tipo de familia y actividad

Niños en bicicleta: opciones para cada tipo de familia y actividad

Sillitas, remolques o bicis de equilibrio son algunas de las opciones para disfrutar en familia de este deporte al aire libre

Que las bicicletas son para el verano lo sabemos todos. Vale, no solo las disfrutamos en esta estación, pero sí que es verdad que ha sido durante los meses vacacionales cuando muchos hemos aprendido a pedalear o hemos participado en más salidas y excursiones con familia y amigos.

Ahora, en verano, tendremos más tiempo para dedicarle a esta actividad que divierte  a mayores y a pequeños. Porque no, los menores no tienen por qué sentirse excluidos de compartir este deporte con sus madres y padres, bien sea yendo solos en bici o junto a la de sus progenitores. Opciones hay muchas, una para cada caso. ¡Os las descubrimos!

Como consideraciones genéricas, antes de entrar en materia, tendremos en cuenta llevar proteger siempre al o a la menor con un casco homologado, respetar en todo momento las señales de tráfico y, en verano,  proteger a nuestros hijos e hijas con crema solar, hidratarlos y evitar las salidas en las horas de máxima radiación solar.

En cuanto a posibilidades, distinguiremos entre tres, en función -sobre todo- de la edad del niño: sillitas adaptables a las bicis del adulto, remolques y bicicletas individuales. Es importante conocer la normativa del lugar donde las usaremos, puesto que no en todas las ciudades del mundo se permiten todas estas opciones. Como sabemos, en este sentido no todos los países estamos al mismo nivel…

Las sillitas pueden ser delanteras o traseras. Las primeras admiten solo niños de hasta 15 kg (esto podría ser desde que el niño se mantenga erguido hasta los dos años, aunque dependerá de cada niño o niña) y van sujetas al manillar, a la barra del asiento o al cuadro de la bici, en función del modelo concreto. ¿Pros? Para el niño o niña resulta más divertida esta opción, ya que tienen mayor visibilidad. Además, para quien los lleva es más fácil establecer contacto y conversación con ellos.

nuun_sillita_delantera_1

Otro punto a favor es que mantiene mejor el centro de gravedad de la bici, dotándola de mayor estabilidad. ¿Contras? Para quien conduce, según el tamaño y colocación de la sillita en ocasiones puede resultar incómoda (aunque todo es acostumbrarse y hacer pequeños ajustes si es necesario).

nuun_sillita_delantera_2

En caso de producirse una caída o un choque, el menor está más expuesto. Y para los peques que no se entretengan viajando, ¡hay modelos con reposacabezas incorporado! Os sorprenderéis del poder somnífero que tienen; ¡se quedan fritos!

nuun_sillita_delantera_dormido

Si nos gusta la idea de tenerlo delante, también existe la opción de incorporar un asiento parecido al del carrito a modo de sillita delantera. 

Las sillitas traseras, en cambio, tienen probablemente más posibilidades, ya que pueden ser mayores, algunas se reclinan, algunas tienen toldo… Recomendadas para niños y niñas de hasta unos 20 o 25 kg (suele coincidir con los seis años), lo mejor de ellas es que el o la menor tienen mayor libertad de movimientos y está algo más protegido en caso de caída (aunque esto será un temor que todo padre o madre tendrá…).

nuun_sillita_trasera_1

Por contra, no le veremos la carita y nos será más complicado hablar con él o ella y escucharlo, así como comprobar cómo va. 

nuun_sillita_trasera

Si se usan estas sillas, será importante asegurarse que llevamos una pegatina reflectante para aumentar su visibilidad, que tenga un respaldo sólido, reposabrazos, un asiento blando que aporte comodidad al niño, una zona para apoyar las piernas que no interfiera con la estructura de la bici (es decir, que el niño o niña no pueda tocar los radios de la bici, por ejemplo), y un sistema de seguridad (arnés o cinturón) que el niño no pueda manejar por sí solo.

nuun_sillita_delantera_trasera

Para la ciudad o si nos sentimos más seguros, como conductores, teniendo a nuestro pequeño o pequeña cerca, estas opciones son muy válidas y una u otra dependerá de nuestras preferencias. Sin embargo, si vuestro plan es hacer salidas en bici por caminos menos traficados o por senderos cerca de ríos o lagos, otra opción fantástica a considerar es el remolque. Además, es la solución perfecta para llevar a más de un niño juntos (¡o el niño y un animal, si es el caso y ambos se comportan bien!).

nuun_remolque_bici

En un remolque el peso será limitado a 25 kg o desde los 6-7 meses a los 4 o 5 años), y puede acoplarse tanto delante como detrás. Si bien esta es la opción más sólida y cómoda (como hemos dicho, no en ciudad porque maniobrar suele ser más difícil, por lo menos en ciudades no acostumbradas a este tipo de transporte, ¡porque si vamos hacia el norte de Europa veremos por todas partes!), no a todo el mundo le gusta transportar algo voluminoso y habrá que tener sitio para guardarlo cuando no se viaja. Sin embargo, es una gran opción para los peques, pues dentro se divertirán ya que es como una casita donde podrán tener con ellos juguetes, ¡y donde nosotros podremos guardar ropa, comida, etc. que necesitemos durante el trayecto! Tened en cuenta, también, que esta es la opción más cara.

El peque crece y creemos que es un buen momento para que aprenda a ir en bici. ¿Cuál es la mejor opción para aprender a ir en bici, después de haber montado en la sillita o en el remolque? Actualmente, el método mejor considerado es el de la bici sin pedales o de equilibrio. Así, sin ruedines, los pequeños y pequeñas aprenden más rápidamente, de forma autónoma y controlando sus propios movimientos, equilibrio, coordinación, dirección y seguridad en sí mismos.

nuun_bici_sin_pedales

A partir de los dos años y medio podemos ya proporcionarle una para que empiece a practicar. Primero, empujará con sus pies en el suelo, correrá y así se irá manteniendo en equilibrio ganando confianza y quitándose miedos. Cada vez irá levantándolos más hasta que, casi sin darse cuenta, un día ya habrá adquirido un buen equilibrio. Entonces, cuando sea el momento de coger una bici con ruedas, lo más importante ya lo tendrá consolidado y solo hará falta pedalear. En cuanto a especificidades técnicas, lo mejor, como en todo caso, será consultar con un especialista para ver cuál se ajusta mejor (por peso, materiales, tipo de ruedas, etc.) al uso que pensáis darle.

Una vez vuestro peque es mayor de 3 años y ya tiene cierta soltura pero al cabo de un rato se cansa de pedalear, tenemos una solución: el enganche. Así, enganchado detrás de la bici grande de papá o mamá, él pedaleará y se sentirá activo y útil, pero podrá dejar de hacerlo si se cansa. Eso sí, habrá que inmovilizar el manillar de la bici del menor y hacer que la rueda delantera nunca toque el suelo, ya que ello interferiría en la correcta conducción por parte del adulto (que ya de por sí quedará algo afectada porque por ejemplo le será más difícil hacer giros cerrados, aunque sí abiertos). Esta opción es bastante económica, aunque también es aconsejable usarla únicamente en vías verdes, zonas no urbanizadas o carriles bicis donde se de ciudades donde se permita este complemento.

Hay una opción para cada niño o niña, para cada tipo de familia y para cada actividad y entorno. Es cuestión de informarse, probar, leer experiencias de otras familias aventureras, ¡y disfrutar! a veces parece que haya deportes que no podemos hacer una vez somos padres, y a menudo hace falta solo tener un poco de imaginación, perder el miedo y simplemente ¡probarlo! Con confianza, flexibilidad, sin presión y con muchas ganas de disfrutar y compartir momentos de deporte, salud, naturaleza y comunicación con nuestros pequeños.

Y vosotros, ¿vais en bici juntos? ¿Qué formas habéis probado y con cuál os quedáis?

Con este post os deseamos un feliz verano, lo paséis como y donde lo paséis, que bajéis el ritmo (o lo intentéis) y que disfrutéis de cada momento en familia, pareja, amigos, con vosotros mismos... Nosotros nos tomamos un descanso hasta septiembre para volver con más y mejores cositas para vosotros y vuestros peques. Mientras tanto, recordad que en la web seguiremos de rebajas; ¡no las dejéis escapar!

Comentarios (0)

Sin comentarios

Añadir un comentario

Debes iniciar sesión para añadir comentarios.